USA Today publicó hoy fotos del rodaje de Quantum of Solace en Chile, en un paraje descrito por el diario estadounidense como “la superficie de Marte”. Según el diario, la secuencia de acción rodada en el árido desierto chileno, durante la semana pasada, es el punto de inflexión en la amargada vida de James Bond (Daniel Craig) tras los eventos ocurridos en Casino Royale, tras la cual podrá descubrir si su sed de venganza lo convertirá en un asesino a sangre fría como a los que se encuentra persiguiendo. “Bond tiene el corazón destruído”, dice Craig y continúa “el amor de su vida murió y descubre que no es lo que ella dijo que era… está listo para buscar venganza, pero también está listo para buscar -y de esto se trata el título- un ‘quantum of solace’ (que en una traducción poco cristiana podría ser “un consuelo cuántico”) Algo le ha sido arrebatado y él está ahí para recuperarlo”. Más sobre la filmación en territorio chileno y las fotos a continuación.

El director Marc Forster indica que centrar el climax de la película en el Desierto de Atacama se fusiona perfectamente con el calvario interno de Bond. “Elegí el desierto porque es aislado, te sientes solo y esa es la lucha de Bond, una lucha consigo mismo” indica Forster y añade “El desierto es inolvidable. Estás ahí fuera y puedes morir”. En una de las secuencias más explosivas de la película, filmada en Paranal, Bond debe enfrentarse a la decisión si debe o no asesinar a su nemersis, incluso a costa de vidas inocentes “Él tiene una decisión que tomar. Perdió a alguien a quien amaba, pero que significa matar a alguien por haber perdido a alguien?” dice Forster.

Quantum of Solace es la primera secuela real de una cinta de James Bond, la cual se sitúa justo después de los acontecimientos contados en Casino Royale y muestran al agente británico intentando llegar más arriba en la jerarquía de los financieros terroristas que chantajearon y llevaron a la muerte a Vesper Lynd (Eva Green). De acuerdo al productor Michael G. Wilson “El título de esta película fue el apropiado por un par de razones. La organización criminal que financia a los terroristas se llama Quantum (Cuántico), y lo que Bond está buscando para su vida es comodidad, tranquilidad en su medida, y eso es lo que un ‘quantum of solace’ (consuelo cuántico) es. Está buscando obtener un poco de tranquilidad porque su vida es un desastre”. Debido a esto veremos a un James Bond menos playboy que en otras oportunidades, ya que no se podría involucrar en una relación debido a los temas pendientes heredados de su relación anterior. “Queríamos juntarlo con alguien que tuviera sus propias motivaciones” dice Wilson, e indica que Camille (Olga Kurylenko) la agente mitad rusa mitad boliviana de la película es vengativa y tiene claros sus objetivos “lo que ella hace no se condice con encontrar un novio o algo por el estilo”. De todas formas Bond tendrá una breve aventura con la agente Fields (Gemma Arterton) una compañera del MI6, la cual no será más que un romance pasajero según Craig, quien añade “Es beneficioso para los dos. Creo que ambos lo disfrutaron”.

Los productores del film declararon que también esperan tranquilidad y un “consuelo cuántico” por parte de los chilenos, quienes primero dieron la bienvenida con los brazos abiertos a la producción y luego, tras enterarse que retrataría a la zona como Bolivia, generó molestia sobre todo en el norte del país. USA Today reproduce la escena vergonzosa del Alcalde de Sierra Gorda Carlos López comentada anteriormente AQUÍ. La historia cuenta como la organización criminal Quantum, liderada en esta ocasión por Dominic Greene (Mathieu Amalric) desea provocar un golpe de estado en un país de América del Sur para poder apropiarse de los recursos hidrográficos de esa nación y otras del continente, por lo cual hacía más sentido retratar el país como Bolivia que ha tenido en la realidad problemas con el suministro y distribución de agua debido al manejo de inescrupulosas corporaciones privadas. Según indica el productor Michael G. Wilson “Lo más adecuado era contar la historia sin inventar ningun país”, por ende la decisión de centrarse en Bolivia. “Además las imágenes tomadas en la sucia zona industrial de Antofagasta y alrededores no representaría la imagen real que se tiene de Chile, conocido principalmente por sus regiones más hermosas”, comentario políticamente correcto que intentaría aplacar los ánimos exacerbados por el chauvinismo local. De todas formas, la encargada de prensa de la Embajada Chilena en Washington, Andea Lagos, declaró a USA Today que el Gobierno no tiene nada que decir del tema y que los líderes políticos nacionales han declinado hacer comentarios al respecto.

El James Bond que veremos en Quantum of Solace es menos calculador y en control que los que hemos visto en el pasado, profundizando en los aspectos emocionales del personaje, vistos ya en Casino Royale. Daniel Craig dice que prefiere explorar los aspectos débiles de un héroe antes conocido como invulnerable. “Es una historia simplista que ha estado ahí desde hace mucho tiempo: hay un héroe solitario que va detrás de los malos. Muy visto. Pero a eso le tienes que sumar la moral y dentro de eso sus fallas. Eso es lo que lo hace interesante, los errores que comete en el camino de convertirse en lo que todos conocemos. El hecho es que está herido. Está herido y quiere venganza. Esa es otra faceta de este personaje y no es una buena emoción a tener. Tienes que ver como se maneja frente a ella. La última vez fue el deber y sólo el deber. Esta vez está ese sentimiento de venganza y es por eso que lo echará a perder. Por que lo hará, pero luego se levantará y hará lo correcto”. Quantum of Solace se estrena en Chile el 6 de Noviembre de 2008 y un día después en España, Reino Unido y Estados Unidos.

Anuncios