Si pensaron que la guerra entre la Fox y la Warner por los derechos de Watchmen era la única en Hollywood, se equivocaron. Aunque alejados de las cortes de justicia, pero muy cerca de los medios de comunicación, los directores del cine de popcorn Michael Bay (Transformers: Revenge of the Fallen) y McG (Terminator: Salvation) se están dando con todo. La pelea nació por el uso de robots gigantes (The Harvester, algo así como “el cosechador”) en la película de Terminator, el cual pueden ver en este trailer. Indudablemente uno ve cierta reminiscencia a los Transformers, sin embargo, lo entiende como parte fundamental de la historia y lo acepta, excepto si te llamas Michael Bay quien se mandó unas declaraciones poco afortunadas y bastante prepotentes que fueron lo que inició esta pequeña guerra de dimes y diretes.

En su sitio de internet Michael Bay declaró hace algunos días lo siguiente:

“Es hora que comencemos a prender los motores con Transformers: Revenge of the Fallen. Esperamos con calma a que todas las películas veraniegas sacaran todo su material. Hemos visto las grandes películas de fin de año, y mirado los clips de los próximos estrenos del verano [en el Hemisferio Norte]. Hemos visto ciertas películas que incluso intentan duplicar el tamaño de los robots de Transformers en sus trailers. Vamos, ¡por favor!”

La clara alusión al trailer de Terminator: Salvation no dejó a nadie indiferente, pero por sobre todo generó anticuerpos ante la prepotencia del director que en su filmografía tiene cintas altamente explosivas, pero de dudosa calidad como Bad Boys, Armageddon, Pearl Harbor y The Island, entre otras. Al parecer Bay quiere tener la hegemonía de las películas de robots… era que no.

Por otro lado McG, quien tiene una filmografía más limitada y con cintas incluso peores que las de Bay como Charlie’s Angels, Charlie’s Angels: Full Throttle y We Are Marshall, no quiso dejar pasar la oportunidad de contestarle a su colega. La gente de Comcast le preguntó directamente, durante una presentación especial de Terminator Salvation en Nueva York, qué opinaba de la declaración de Bay, a lo que McG respondió:

“Para decir la verdad, me molesta. En última instancia nuestros robots no tienen nada que ver con los robots de los Transformers. Respetuosamente quiero decir que los robots han sido tema para las películas desde hace mucho tiempo, así que haremos todo lo posible por marcar la diferencia. Nuestra película es sobre los T-800 [modelo de Terminator], sobre los personajes Marcus y Connor y esto y lo otro. Así que, que hayan personas que tengan un problema con eso no nos interesa, por eso queremos marcar la diferencia”.

¡Muy bien dicho McG! Su filmografía será espantosa, pero confío en que hará un buen trabajo al darle el puntapié inicial a la nueva trilogía de Terminator la cual espero que sirva de tapa boca para Michael Bay y su potencialmente espantosa Transformers: Revenge of the Fallen. En unos meses más las podremos comparar ya que Terminator Salvation se estrenará el 22 de Mayo, mientras que la de los robots el 26 de Junio.